Sobre la marcha

1ero de Mayo en México.


Fotografías: Amalia Ospina

El 1 de mayo en México es un día extraño, la movilización por el día del trabajo no convoca a las grandes masas de obreros y obreras. No se siente como una manifestación subversiva, más bien como una fecha que se debe cumplir, una fecha “oficial”. Sindicatos de instituciones estatales y privadas declaman discursos de antaño y flamean banderas rojas, como si se tratase de una congregación comunista apagada y añeja.

Es un día para el comercio. Luego de varios años de haber clausurado el Zócalo [1] de la capital mexicana para manifestaciones políticas y populares, durante el sexenio de Peña Nieto, y de actividades comerciales en la zona, por fin quedó liberada la plaza, esta vez los comerciantes ambulantes e informales tuvieron nuevamente la oportunidad de volcarse a la plaza, de poner sus productos en la explanada, de sacar sus carritos llenos de bebidas refrescantes y botanas para la ocasión.

Pero, ¿qué viven las mujeres en la calle cuando salen a trabajar el Día Internacional del Trabajo?

description

description

description

La avenida Eje Central estaba un tanto desolada. Veía pasar una marcha escuálida una señora mayor, que vendía junto a su esposo, gorras con sombrilla de colores. Dice que lleva 50 años como vendedora ambulante. Esta vez no vendió, ahora a los contingentes les regalan gorras para cubrirse del sol. Vive en el centro de la ciudad, entonces no tiene que trasladar tanta mercancía, pero de todas formas siempre es cansado ir sobre la marcha.

description

Araceli vende tlayudas [2] o quemaditas, viene desde Toluca, llegó a las 10 a.m. Por lo general vende los fines de semana, pero también cuando hay manifestaciones. Sabía que hoy era la marcha por el Día del Trabajo, y que “la gente viene a pedir que le resuelvan sus problemas laborales”. Le parece bien. En estas ocasiones es más seguro poner el puesto porque no hay tantos policías como en otros días. Se siente segura en este espacio.

description

description

Marcelina viene los viernes, sábados y domingos a vender en un puesto que tiene en la calle Isabel La Católica, ubicada en el centro de la ciudad. El Día del Trabajo ubicó su puesto en el Zócalo por la manifestación, sabiendo que otros días esto sería imposible, ya que la Policía no se lo permitiría y le pidiría que se retire del lugar.

Ella es mazahua [3] , y su trabajo es bordar. Esta vez no está trabajando por el calor, apenas y puede estar sentada cubierta, de pies a cabeza, con su atuendo y una tela que le cubre la cabeza del inclemente sol. Alguien trató de comprarle una mochila bordada, pero no se concretó la venta, pues le pidió una importante rebaja en el precio, y aquello “no le sale”. Prefiere no venderlo a rebajarlo tanto. No estaba segura de cuál era el motivo de la marcha, pero sabía que cada 1 de mayo la gente se congrega en la plaza, y por eso asistió.

description

Leticia es una trabajadora del Servicio de Vigilancia de la Universidad Autónoma Metropolitana. Vino desde Tepito [4] a la marcha para acompañar al contingente universitario que lleva en huelga 90 días. Desde el 1 de febrero de este año, el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Universidad Autónoma Metropolitana (SITUAM) pide la revisión del catálogo de puestos, salarios y varias cláusulas del contrato colectivo.

“Las negociaciones con las autoridades de la Universidad han sido muy difíciles, y parece que no se llegará a acuerdos pronto”. Por ahora, se dedica a vender congeladas (similares a los bolos), para subsistir durante estos días de paro en el centro de educación superior.

description

María Vicenta es vendedora de chicles y cigarrillos afuera de la estación del metro Hidalgo. Por lo general trabaja en las mañanas. Acudió a la marcha porque se juntan muchas personas y las ventas son mejores. Dice que, ahora que tiene la credencial del Inapam (Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores), ya no se la llevan presa los policías por vender de manera ilegal en las calles. Antes sí, se la llevaban al centro de detención El Torito y la dejaban 12 horas encerrada, luego le robaban 30 pesos para dejarla ir . Ella dice que aunque no ha estudiado, sabe que “todos los gobiernos son la misma porquería”.

description

Araceli y Alicia son hermanas, vienen exclusivamente al centro a vender cosas en las diferentes manifestaciones que se llevan a cabo en el lugar, pues hay más gente que en otras ocasiones. Por lo general, se ubican en la Avenida Reforma, cerca del Ángel de la Independencia. Son originarias de Santiago Mexquititlán, poblado ubicado en el Estado de Querétaro. Venden objetos bordados y las muñecas típicas de esa región, conocidas como muñecas de Amealco o muñeca otomí. Cuentan que les tocó batallar con Liverpool, una tienda departamental que comenzó a vender estas muñecas, pero de manufactura china, lo que ha afectado sus precios y las ventas de sus artesanías.

Todavía hablan otomí, su lengua nativa y materna, lo que les permite conversar entre ellas sin que nadie más les entienda, les sirve como “estrategia”. Si es que un cliente les quiere bajar el precio, ellas se comunican y acuerdan en otomí para que el potencial comprador no las entienda. También, cuando regañan a sus hijos y no quieren que la gente se dé cuenta, lo hacen en su lengua, así no pasan vergüenza.

Estas hermanas son artesanas y campesinas, no tienen complejos por ello, dicen que prefieren ser sus propias jefas pues “para lo que te pagan” en otros trabajos como de limpieza en casas, prefieren vender en la calle; allí tienen más libertades en horarios y pagos. Lo que ganan lo usan al día para comer.

Araceli llegó con su bebé de un año que todavía depende de ella, su otra hija de cuatro años de edad se quedó al cuidado de sus primas. El pequeño todavía depende de ella, pues es duro salir con el niño sobre todo por el sol.

Araceli y Alicia sufren discriminación para rentar casas al no tener un trabajo formal o una fuente de ingresos estable. Saben que muchas personas son irresponsables, pero ellas sí cumplen con sus obligaciones como arrendatarias. En años anteriores, la Policía era muy ruda con ellas, no les importaba si tenían niños a su lado , igual les llevaban presas o les sacaban corriendo de los lugares donde vendían. Este año ha sido más tranquilo para ellas, las respetan un poco más y les permiten ubicarse con sus productos sin mayor problema.

Contexto

Desde 1886, luego de la revuelta obrera anarquista y socialista realizada en Chicago, por la exigencia de la jornada laboral de 8 horas, año tras año se celebra el 1 de mayo como una fecha conmemorativa de lucha y resistencia obrera. Millones de personas salen a las calles de todo el mundo a exigir a sus gobiernos una vida más digna y condiciones de trabajo más justas. Sin embargo, la precarización se actualiza y el capitalismo abre nuevas rutas para mantener a la clase trabajadora sometida a una estructura y un régimen desigual. Las nuevas formas individualistas de trabajo no promueven la organización popular para la exigencia de derechos, la cual, en otros tiempos, fue necesaria e indispensable. Ahora las fuerzas están dispersas y la organización sindical, corrompida.

description

Comerciantes informales y ambulantes están desamparados de la mayoría de los beneficios que se consiguen a través de las luchas sindicales. En México, el trabajo informal representa el 22.6 % del PIB nacional [5] , y en la capital sostiene a 4 millones de familias [6] , que, de otra manera, no podrían subsistir. El Estado ineficiente no ha podido hacerse cargo del desempleo, pobreza y precarización. En la actualidad el 3.3% de la Población Económicamente Activa (PEA) está desempleada [7]. Ante el desamparo y como estrategia de sobrevivencia, miles de personas han optado por las ventas informales y ofrecer servicios en las calles de manera irregular y desprotegida. Le han facilitado al Estado esa tarea, mientras los gobiernos indiferentes, les pagan con discriminación y garrote. El trabajo ambulante es, por un lado, una estrategia de sobrevivencia y autonomía; es un acto organizativo subversivo que no depende del Estado ni sus lógicas, al tiempo que da lugar a innumerables injusticias y al surgimiento de mafias que escapan del control colectivo y someten a la precarización vitalicia a millones de familias.

description

description

description

[1] Plaza principal de la Ciudad de México.
[2] Tostada de maíz azul.
[3] Pueblo originario asentado en el Estado de México y Michoacán.
[4] Barrio popular del centro de la Ciudad de México.
[5] Según estadísticas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) 2017.
[6] Idem. https://www.inegi.org.mx/programas/enoe/15ymas/default.html#Tabulados
[7] https://www.inegi.org.mx/temas/empleo/

Última modificación: 10 de mayo de 2019 a las 02:55

Hay 0 comentarios

captcha