Sacar la voz

Entrevista a la rapera Rebeca Lane.


Fotografía Anais Córdova-Páez

Rebeca Eunice Vargas Tamayac, quien usa como seudónimo Rebeca Lane, es poeta, música y activista. Lleva el nombre de su tía quien era poeta y guerrillera desaparecida en 1981. Para la artista, su seudónimo fue una manera de encontrar su propia identidad y personalidad dentro del mundo del hip-hop.

Rebeca comenta que el rap la encontró, que no fue planificado empezar en este género que la enamoró y ayudó a desarrollar su creatividad.

En sus letras habla de temas feministas porque es lo que le mueve, además aborda diversas temáticas como la identidad étnica, la realidad política de Guatemala: corrupción, genocidio, desapariciones. El ser etiquetada como rapera feminista le ha servido para acercarse a ciertas colectivas para la difusión de su música, pero esta misma etiqueta no ha permitido que una gran parte del hip-hop tenga apertura para escucharla.

Días antes de esta entrevista, 41 niñas murieron calcinadas en una habitación del Hogar Seguro Virgen de la Asunción en su natal Guatemala, por lo cual nos encontramos con una Rebeca inquieta frente a este feminicidio de Estado. La artista nos comenta sobre su música y cuenta su experiencia y pensamiento frente a la situación que enfrentan las mujeres en su país y en toda Latinoamérica.

Las condiciones sobre las que las mujeres artistas fundamentan su trabajo, se sostienen en su realidad cotidiana y en el hecho de ser mujer en el triángulo centroamericano (El Salvador, Guatemala y Honduras) como una forma de sobrevivencia, lo cual convierte a las mujeres en unas guerreras.

La música de Rebeca es reconocida como medio para sacar la voz. En palabras de la intérprete, viene de una región del mundo donde la impunidad es casi la regla, por lo que la memoria es fundamental.

Esta entrevista se realizó durante su visita para participar en el Festival Emputado 2017 organizado por el colectivo La Marcha de las Putas Ecuador, que se llevó a cabo en Quito.

Sus letras

Hay algunos temas en los que pienso comunicar, pero hay en otros donde pienso expresarme. Aquellos realmente son para mí. Son temas en los que escribo para sacar alguna emoción o para decirme algo a mí misma. Muchas de las canciones que he escrito, Mujer Lunar por ejemplo, que es una canción que se conoce mucho, me la escribí a mí, y poco a poco me fui dando cuenta que muchas más mujeres la tomaron como suya. Entonces ahora puedo decir que esa canción es nuestra, porque cada vez que la canto en un concierto es cuando las chicas la corean con tanto corazón. Escribo las cosas que a mí me gustaría escuchar. Ahora, recientemente hice una canción con la furia, decidimos hacer una canción que hable sobre nuestras experiencias, porque ella y yo compartimos mucho sobre nuestras experiencias pasadas y cómo habíamos pasado momentos muy duros y decisiones propias que nos llevaron a experimentar cosas de repente muy brutas. Justamente pensamos en cómo podemos plantearlo de tal forma que las mujeres que la escuchen se sientan bien al hacerlo, entonces yo pienso en qué canción me gustaría a mí.

La memoria y la música

Creo que tiene varios niveles. En un primer momento, es importante para sanar individualmente. Sacar la voz para mí es una forma de sacarme de dentro la frustración que tengo por tanta violencia y tantos femicidios en mi país, tanta violencia estatal. En un primer momento, es lo que me ayuda a mí a seguir caminando… ahora, que ha ocurrido esta masacre en Guatemala, la mayoría de las personas que somos sensibles y cercanas a la situación estamos mal, sin poder dormir, con náuseas con unas sensaciones terribles en el cuerpo. Para mí, poder hablarlo aunque duele mucho, es como una parte de sanar. Siento que hablar y sacar las cosas a la luz sirve para sanarlo a nivel individual y colectivo.

Yo vengo de una región del mundo donde la impunidad es casi la regla. Lo que yo creo es que si no va a haber justicia en los tribunales, por lo menos que haya justicia popular, que las personas recuerden lo que pasó, los nombres de los culpables para poder decir que no lo volvamos a permitir, articulémonos, organicémonos, no lo volvamos a permitir.
Que haya justicia en las calles, que exista justicia en la música, que exista justicia en las voces que no van a olvidar.

La música y las mujeres del mundo entero

En general, siento que el arte sirve para entender el sentipensar de las personas en cierta época. Digamos que tú puedes leer un libro acerca de la historia de la guerra civil española, pero si te vas a ver una pintura de aquellos momentos, como el Guernica, puedes percibir la sensación que había en la gente en ese momento. Creo que la música y el arte en general cristalizan es ese sentipensar, son esas sensaciones, son eso que está ocurriendo. Para mí, hacer música desde esta perspectiva es crear memoria histórica. Eso es algo que desafía a la academia. Nuestros pueblos, que no han sido pueblos letrados históricamente porque la lectura y la escritura ha sido un privilegio para las élites y para los hombres, han sido muy fructíferos en la tradición oral, en la transmisión de cantos. Por ejemplo, el trabajo de Violeta Parra de recoger los cantos campesinos es una forma de recuperar la memoria, porque en esos cantos, en esas expresiones artísticas y en esas ramas es en donde se condensa mucho de la cultura popular. A mí me parece que la música en sí misma está grabando y está haciendo un recuento del momento histórico que estamos viviendo ahora nosotras, de una lucha y un posicionamiento muy fuerte de las mujeres en todo el mundo.

A las nuevas generaciones de raperas*

Yo creo que una cosa muy importante para las artistas nuevas es no utilizar el arte como un instrumento porque en el momento en que utilizas el arte para decir algo desde una visión instrumental, dejas de lado la estética, que es muy importante, porque puedes estar dando un mensajes súper poderoso, pero si estéticamente no lo has trabajado, a la gente no le va a gustar. Por eso es que nos gusta el arte a los seres humanos, tenemos una apreciación estética y sensorial, si quiero cantar tengo que aprender a entonar, aprender a hacerlo bien. Puedes tener una canción súper poderosa, pero si yo escucho que está desafinada y si yo escucho que el flow o la métrica están como muy básica, o si escucho a una artista que después de cinco años está rapeando sigue utilizando las mismas estructuras que utilizada cuando empezó.

Lo bonito del rap es que es muy técnico y tiene muchas formas de hacerlo mejor, entonces, ¿por qué no hacerlo mejor? El hecho de meterle más tiempo a tus estructuras, de meterle métrica, de encontrarle un buen bit y de buscar la correcta entonación, va a hacer que lo que tú estás haciendo pueda… busquemos la poesía, busquemos la metáfora, hablemos de nuestra experiencia propia, como todo esto que está en un comunicado me pasa por el cuerpo.

En una marcha en Guadalajara, donde estuvimos el 25 de noviembre, salió el comunicado de todas las organizaciones y fue como que sí, estamos en contra de la violencia, pero en un momento se subieron los familiares de las mujeres que habían sido asesinadas durante ese año, y recuerdo muchísimo a un joven que nos contó cómo era su hermana. En este momento una dice que no puede permitir que haya otro femicidio nunca más. Esto me toca me conmueve, me llena de rabia.

Ahí está la diferencia entre una comunicación intelectual y una comunicación sensible, si queremos que lo que nosotras estamos haciendo transcienda y se difunda, hagamos una comunicación sensible, conociendo que ya hay técnicas y que ya hay un consenso sobre qué es una nota afinada y qué no, qué es agradable al oído y qué no.

La razón por la que eligió el rap

Yo no creo que elegí el rap, sino más bien siento que el rap me eligió a mí, digamos porque el hip hop es muy espiritual, muy comunitario, no es que yo haya tenido una carta de tengo rap, tengo jazz, tengo… ah y me voy a ir con este, sino que lo que a mí me llamó y me llenó fue la colectividad, fue la cultura en la que yo me identifiqué también, y fueron también sus valores lo que me llamó la atención. Mi paso fue como el paso histórico del rap, lo que hubo antes del rap era la condensación de muchas tradiciones orales de pueblos, sobre todo pueblos de la diáspora africana, afrolatinos y caribeños, por ejemplo las Panteras Negras, y todos los grupos artísticos que se reunían alrededor de toda la lucha por los derechos civiles, empezaron a hacer poesía y a ponerle ritmo, a utilizar percusión, a utilizar el sonido de la percusión para la palabra, la palabra rimada, y ello está estrictamente vinculado con la realidad social y política del contexto que se está viviendo. Mi camino también fue ese. Empecé escribiendo poesía sobre mi contexto, luego mi poesía fue encontrando musicalidad porque llegó un momento en el que no quería que mi obra se lea, sino que se la escuche porque la escribí de tal forma que tiene su propia canción, su propio ritmo.

Guerra centroamericana

Vivo en el triángulo norte de Centroamérica, conformado por El Salvador, Guatemala y Honduras. Somos, yo diría, los tres países más peligrosos del mundo en todos los sentidos, o sea, los países que están en la cabeza de los listados de homicidios, de violencia, de femicidios. Realmente es una región absolutamente conflictiva. Para mí, ser mujer y sobrevivir allí ya te convierte en una guerrera, porque lo vemos ahora: tenemos desde femicidios estatales. Durante la guerra, los cuerpos de las mujeres fueron utilizados muchísimo para instaurar terror a la sociedad. Es un contexto muy difícil para ser mujer y ser una persona consciente en realidad. Por eso la mayoría de gente vive tan alienada de la realidad, porque es muy dura, y si no encuentras una salida te enloqueces.

A nosotras, en Centroamérica, el hip-hop nos ha salvado porque nos da una vía de escape a toda esa frustración, a todo ese miedo, a todo ese terror, y nos ha permitido a todas las mujeres dentro del hip-hop, a las que bailamos, a las que cantamos, a las que hacemos música, a las que pintan, nos ha permitido sanar el cuerpo y también irnos en contra de la convenciones sociales que existen para las mujeres en sociedades tan conservadoras como las nuestras.

A mí no se me había ocurrido rapear, a mí me encantaba el hip-hop, iba a todos los eventos y jamás en mi vida se me ocurrió rapear hasta que vi a otras mujeres raperas en el escenario, y pasa lo mismo con las chicas. El momento en el que ves que hay otra mujer que está haciendo lo que tú quieres hacer, te da mucho valor para poder intentarlo. El sentido de fundar este ‘somos guerreras’ es hermanarnos , es crear redes entre nosotras, es decir ‘ya de por sí nuestra sociedad es difícil, el hip hop es difícil, no nos hagamos la vida imposible entre nosotras’, ayudémonos, intercambiemos experiencias, abracémonos, compartamos las unas con las otras. Creo que eso también es ser guerrera, porque es romper con toda la imposición que te ponen de que las otras mujeres son tus enemigas.

Su inspiración

Lo que me inspira a cantar y escribir es mi entorno, es lo que me mueve y sensibiliza. Cuando escribo algo es porque estoy muy profunda en la moción, siento que tengo que escribir algo porque tengo una emoción muy dentro que no me deja estar hasta que no la escriba, no puedo continuar con mi vida cotidiana, siento una cosa acá que puede ser desde rabia, amor, ternura, indignación. Siento que ese es el trabajo de la poesía y de la música, de cómo agarrar esas emociones que están, claro que no son emociones que solo me pertenecen a mí, sino que son construidas por mi entorno y como las puedo traducir en sonidos, en palabras, en sensaciones. Como vengo de este contexto tan conflictivo, tan violentado, pero también con mujeres tan fuertes y organizadas, los sentimientos que voy agarrando están alrededor mío, tanto lo terrible como lo hermoso.

¿Qué diría Guatemala si fuera mujer?

No sé, Guatemala si fuera mujer ahora estaría quemada, golpeada, masacrada. O sea, me gustaría decir cosas esperanzadoras pero la realidad es que en este momento estamos golpeadas todas, no solo las niñas que asesinaron, sino todas estamos golpeadas. Si en este momento, aquí y ahora Guatemala pudiera hablar, incluso tal vez estaría muerta.

Si no las has escuchado, te recomendamos que sigas su canal de youtube “aquí.

description

Última modificación: 1 de septiembre de 2017 a las 14:38

Hay 0 comentarios

captcha